Esta es mi review del Omni, el vapo que presume ser el buque insignia de DynaVap. 

He tenido varias tardes de testeo y me he llevado varias sorpresas. Sobre todo en cuanto al rendimiento de la hierba. 

Aquí te voy a contar los detalles de este vaporizador, mi experiencia con él, y si considero que merece la pena invertir esos 115.000 CLP ($145 USD) extra en comparación al M2021. 

Tabla de contenido 

    Características del Omni (2021)

    El vaporizador con mayor nivel de detalle de DynaVap.

    Está diseñado en titanio, un metal tan resistente como el acero pero mucho más ligero. Este material, que en el caso del Omni es de grado médico, tiene la ventaja de soportar altas temperaturas sin liberar partículas tóxicas para nuestro organismo. 

    A lo largo de todo el vaporizador, vemos muchos detalles que a simple vista parecen ornamentales. Pero a la hora de utilizarlo nos damos cuenta que tienen su propósito. 

    Otro detalle que recalco, es que el cuerpo de titanio tiene un acabado mate, lo que lo hace ver más bonito y lujoso, en comparación al M2021 por ejemplo que es un mental más brillante.

    Punta/Corona

    Un claro ejemplo del amplio nivel de detalle empleado en este vapo es su punta. Si miras de cerca, podrás ver una forma de corona de nueve puntas. Estas permiten que el flujo de aire se distribuya uniformemente en toda la hierba o extracto que hayas colocado al momento de calentar.

    Dentro de la punta encontramos una rejilla con tres posiciones, que te permiten variar la capacidad del hornillo. Algo útil para aquellos que buscan bajar sus dosis o simplemente quieren hacer durar más la hierba.

    La capacidad máxima del hornillo del Omni es de 0.1 g., que puede parecer bastante poco, sin embargo se aprovecha tan bien la hierba que no se hace necesario que sea más grande. Más abajo te cuento un poco más al respecto.

     

    En el exterior de la punta podemos ver que hay unas líneas. Estas crean una amplia área para precalentar el aire cuando se pone la fuente de calentamiento. 

    Como es estándar en DynaVap, este vapo cuenta con el Captive Cap, una tapa diseñada en acero inoxidable (la única pieza de este material de todo el vapo), y que se mantiene en la punta sin caerse. Lo que nos da una mejor experiencia en las sesiones de vaporización. 

    Cuerpo 

    En el cuerpo central del Omni, podemos encontrar distintos detalles con funciones particulares. Una de ellas es el anillo de rotación: una serie de surcos que ayudan a girar el vapo con mayor facilidad a la hora de calentarlo.

    Cuando giras un vapo de este tipo, los dedos tienden a subir o bajar un poco, pero no en este caso;  este diseño mejora el agarre y mantiene los dedos en su lugar.

    Debajo del anillo de rotación, encontraremos las entradas de aire gemelas, cuya función te ayuda a regular aún más el flujo de aire que entra al inhalar. 

    Estas entradas de aire trabajan en conjunto con el condensador para proporcionar un vapor más fresco cuando lo requieras. 

    Condensador

    El condensador es uno de los puntos en donde el Omni destaca, ya que puedes ajustarlo a tu gusto. Se encuentra dentro el cuerpo del vapo, atornillado a la boquilla. 

    Esta es la característica por la cual el Omni es reconocido debido a que nos permite ajustar la relación vapor-aire, e tener inclusive sesiones en la que no necesites emplear los puertos de aire. 

    Esto podemos regularlo desde la boquilla. Al girarla, el condensador entra o sale cambiando el flujo de aire.

    Cuando está más abajo, entra más aire externo y el vapor es más frío y menos denso. Mientras que cuando está más arriba, el vapor es más denso y caliente.

    Existen varios niveles posibles. En la boquilla podemos ver marcas que sirven de guía para que logres replicar la apertura que más te gusto cuando cada vez que lo uses.

    Tradicionalmente, los condensadores tienden a ser un pequeño tubo liso que recorre este tipo de vaporizadores. Este no es el caso en el Omni.

    Su condensador tiene forma de hélice, lo que crea una mayor turbulencia al circular el vapor.

    Esto funciona en conjunto con las entradas de aire para proveer un mejor intercambio entre el aire que entra a refrescar y el vapor que se produce, lo que se traduce en un vapor más fresco y nubes más suaves.

    Boquilla

    Por último tenemos la boquilla, que como comenté, se atornilla al condensador pero es talmente independiente, lo que se agradece a la hora de la limpieza.

    La boquilla me gustó bastante, no sólo por la forma que se acomoda a los labios, sino porque no se calienta.

    Esto lo destaco porque es incómodo vaporizar y sentir molestia en los labios.

    Mi experiencia de uso

    Te conté que usé este vapo por unos meses antes de escribir la review. Sin embargo, para hacer una reseña detallada, el viernes pasado decidí tener una tarde de testeo con el Omni, papel y lápiz.

    Probé el condensador en dos posiciones, una más adentro y la otra más afuera. Quería ver cuánto vapor podía salir y las diferencias entre un método y otro. 

    Ya sabes, sólo con fines de experimentación🤣

    Para que fuera lo más homogeneo posible usé el Induction Heater (Apollo 2) con la técnica de parar de calentar unos segundos antes de que suene el click, esperar 2 segundos y volver a calentar hasta el click (Si tienes este aparato usa este tip porque te va hacer sacar muchas sesiones).

    Te comparto mi experiencia después de esa tarde de testeo:

    Condensador hacia adentro:

    En esta posición el vapor es más frío.

    En las primeras sesiones sale menos cantidad de vapor, pero el sabor destaca. A partir de la tercera sesión aumenta la cantidad de vapor, y para la cuarta -  quinta ya es abundante.

    En cuanto al sabor, es fresco y agradable. Se mantuvo igual de rico hasta la tercera vez que lo calenté, y a partir de ahí el sabor tostado fue aumentando poco a poco progresivamente.

    Al revisar la hierba después de cinco sesiones, seguía con tonalidades verdes, y esto me hizo ver que podía seguir aprovechando esa hierba. 

    Al final, logré unas 8 sesiones con el mismo 0.1 g. iniciales, y creo que podría haber seguido un poco más.

    Eso sí, en las últimas, la cantidad de vapor no era tan abundante y el sabor dejaba un retrogusto amargo en el fondo del paladar.

    Con condensador más afuera:

    En esta el vapor es más caliente.

    En la primera sesión también sale poco vapor, con muy buen sabor (como a hierbas frescas). Progresivamente va saliendo más vapor y el sabor va siendo más tostado o amargo.

    A diferencia de la anterior, creo que la cantidad de vapor fue más abundante desde la segunda inhalación.

    Me di cuenta que en las primeras sesiones, cuando la hierba está ‘’fría’’, podemos no respetar el click y dejarlo uno o dos segundos más para aumentar la cantidad de vapor. 

    A partir de la tercera - cuarta sesión, es mejor respetarlo para alargar la duración de la hierba.

    También vi que cuando tapaba las entradas de aire gemelas al vaporizar, el vapor es más caliente, y en algunos momentos puede ser un poco fuerte.  Por eso, recomiendo destaparlos al final de la inhalación para que pase un poco de vapor fresco y evitar que pueda raspar en la garganta. 

    En esta intenté exprimir un poco más la hierba y ver cuántas inhalaciones lograba sacar, y llegué a un total de 20 sesiones (calentar, inhalar y exhalar).

    A partir de octava o novena, la cantidad de vapor se reduce y el sabor es más fuerte, como cuando tomas leche cannábica, pero me sorprendió que pude seguir sacando vapor por mucho rato. 

    ¡Ojo! Esto lo hice con el Induction Heater. Si se usa con el encendedor más o menos sacaremos seis a ocho sesiones. Esto porque la distancia del fuego en la tapa es más difícil de regular y se suele consumir más rápido la hierba.

    Rendimiento y Eficiencia:

    El Omni 2021 ha sido el vapo más eficiente que he probado hasta ahora. Con el hornillo lleno (0.1 g) pude generar 20 inhalaciones.

    Definitivamente nunca había podido usar tan eficientemente 0.1 g, y eso realmente es una característica que destaco de este vapo.

    Al abrir el hornillo, veía que poco a poco iba disminuyendo la cantidad de hierba a medida que pasaban las sesiones.

    En la última sesión quedaba 1/4 del hornillo, lo otro se había consumido. 

    Al final, la hierba se convierte en una especie de polvillo, mostrando que se evapora el agua y los compuestos del material. 

    Limpieza y mantención

    En cuanto a la limpieza, me pareció bastante sencilla.

    El Omni tiene varias piezas, pero todas son desmontables por lo que sólo es cuestión de separarlas y meterlas en alcohol por unos minutos.

    Después, le pasas un poco de algodón y cepillo limpiador por el interior del condensador, enjuagas con agua y listo. El proceso es bastante rápido.

    Se recomienda hacer un burn cycle que consisten en calentar el vapo con el hornillo vacío, para que se elimine cualquier partícula que pueda haber quedado.

    En cuanto a la mantención, como el vapo es de titanio, no hay mucho que se necesite hacer. Sólo dos puntos a considerar:

    • El Omni tiene tres partes donde hay gomas (dos en la punta, otra en el condensador y otras dos en la boquilla). Estas gomas se pueden gastar eventualmente y necesitar ser cambiadas.
    • Para facilitar el armado, y aumentar la durabilidad de las gomas, te recomiendo aplicar un poco de aceite, Dynavap ofrece el Dynawax, pero otros aceites te pueden servir.

    En la tienda tenemos el kit de mantención y cada uno de los repuestos por separado.

    Comentarios finales sobre el Omni

    Este vapo tiene bien ganado el título de buque insignia.

    Realmente hay una brecha entre el Omni 2021 y el M 2021, desde materiales de diseño hasta los detalles como el condensador en forma de hélice, las entradas de aire y el diseño de la punta, lo cual hace justicia a la brecha de precio entre ambos.

    Si tienes el suficiente dinero, te recomiendo a ojos cerrados este vapo. El M2021 claramente es un vapo muy bueno, pero es más básico. 

    Después de veinte sesiones con el Omni, el sabor era amargo y salía poco vapor, pero igual se sentía. Con ningún otro vapo había tenido esta experiencia. Eso lo hace ideal para alguien que no tiene mucha hierba y busca estrujar al máximo lo que tiene.

    En cuanto a calidad de vapor, tienes un sabor muy agradable, comparable con otros vaporizadores de alta gama, y con la tranquilidad de que no se van a liberar partículas tóxicas para nuestro organismo.

    En definitiva, un vapo que ofrece mucho control sobre la experiencia que podemos tener al ocuparlo, con muy buena cantidad y calidad de vapor, y que puede durarnos eternamente. 

    Especificaciones

    • Material: Titanio 
    • Tamaño: XL (109 mm)
    • Tapa: Captive Cap




      Dejar un comentario

      Los comentarios se aprobarán antes de mostrarse.


      Ver artículo completo

      Review DaVinci IQ Miqro
      Review DaVinci IQ Miqro

      El DaVinci IQ Miqro es la versión mini del IQ. Pero... ¿Por ser más pequeño es mejor?
      Review M 2021 de DynaVap
      Review M 2021 de DynaVap

      Un vapo de acero inoxidable, libre de baterías. Lo más similar a un caño sin combustión
      Review IQ2 de DaVinci
      Review IQ2 de DaVinci

      Mi opinión sobre el IQ2, un vapo de hierba y concentrados, recomendaciones de uso y ¿merece la pena la inversión?