A todos nos gusta tener nuestras plantas grandes y rebosantes de vida, ¿No?

Una de las mayores preocupaciones que tiene un cultivador es que sus plantas se infecten con plagas. Esto se debe a que no eres el único al que le gusta el cannabis, hay al menos 100 organismos que se alimentan de la marihuana. 

Es por ello que es importante prevenir este escenario, los insectos y/o ácaros que aparecen en nuestras plantas generalmente se debe a una mala limpieza en el área de cultivo o condiciones ambientales que propician su aparición y posterior propagación.

Tabla de contenidos

alt='' hoja cannabis mordida por oruga ''

Plagas comunes en cultivos de cannabis

Entre las plagas que pueden afectar al cultivo de cannabis están insectos como arañas, mosquitos, hongos, hasta mamíferos como gatos. El propósito de este artículo es cubrir las pestes más comunes que suelen aparecer en nuestras plantas de cannabis y darles una manera de combatirlas y salvar sus cultivos. 

Manos a la obra.

Araña roja:

Es una de las plagas más  comunes. Estos diminutos ácaros de color rojizo se alimentan de la planta, debilitándola poco a poco.

alt='' araña roja cultivo cannabis ''

Usualmente aparecen en condiciones ambientales donde se presentan los siguientes actores:

  • Alta temperatura
  • Baja humedad relativa
  • Mala ventilación
  • Periodos de sequía o riego irregular

Se alimenta del contenido celular de la hoja, absorbiéndolas desde dentro, y deposita sus huevos dentro de la hoja. Tienden a situarse en el envés (parte posterior) de la hoja. Las heridas que deja en la hoja son pequeños puntos blancos/amarillos y una decoloración con tonos café en torno a los nervios de las hojas.

Al principio atacarán las hojas más bajas y de ahí irán escalando a las hojas superiores y los brotes más tiernos, disminuyendo el rendimiento del cultivo al afectar la capacidad de la hoja de realizar la fotosíntesis.

Es común en cultivos bajo altas temperaturas y bajo control de humedad, ya que es una plaga que se desarrolla mejor en estas condiciones. Se reproduce rápidamente y en etapas más avanzadas podemos llegar a ver telarañas alrededor de las hojas y entre los tallos.

Pulgones:

Son pequeños insectos de distintos colores, generalmente entre los tonos de verde, amarillo y negro. Miden entre 1 y 4 milímetros, su cuerpo es de forma ovalada, algo similar a una garrapata.

alt='' plaga pulgon cultivo cannabis ''

Son transmisores de virus y absorben la savia, nutrientes y carbohidratos de la planta, debilitándola y causándole estrés.

Al igual que las arañas rojas, aparecen en lugares con altas temperaturas y baja humedad. El exceso de fertilización también propicia su propagación.

Se puede observar a simple vista en el envés de las hojas de los nuevos brotes.

También notaremos la presencia de mielato, una especie de miel color ámbar que segrega el pulgón y que atrae principalmente hormigas, abejas y avispas, al igual que causa la aparición de hongos. Es por eso que si tienes hormigas en tus cultivos, debes buscar rastros del pulgón ya que suelen aparecer y convivir juntos.

Las hormigas juegan un papel importante en el ciclo de vida de los pulgones, éstos absorben savia y excretan las sustancias que no utilizan como agua y carbohidratos, especialmente sacarosa, fructosa y glucosa, que para una hormiga es un verdadero manjar.

alt='' hormigas y pulgones en el plantas ''

Las hormigas recolectan el mielato, protegen las larvas del pulgón de los depredadores naturales y transportan los pulgones a los mejores lugares de las hojas donde puedan recolectar más savia. Por lo que trabajan en conjunto para sobrevivir.

Trips:

Son insectos voladores alargados, de color amarillo claro. Al igual que los pulgones, se alimentan de la planta y tienen una alta probabilidad de transmitirle virus.

alt='' trips en el cultivo de cannabis ''

Se detectan a simple vista y además dejan marcas blancas y amarillas cando succionan. Aparecen con mayor frecuencia en cultivos de interior gracias a las altas temperaturas que se generan en este tipo de cultivos.

Mosca blanca:

Es otra plaga muy frecuente en los cultivos de marihuana. Son pequeños insectos voladores blancos, de no más de 1-1,5 milímetros. Suelen aparecer y propagarse en condiciones ambientales de alta temperatura y alta humedad.

alt='' plaga mosca blanca ''

Se alimenta succionando la savia de las hojas por medio de pequeñas picaduras. Esto debilita a la planta, y de no ser controlada, pueden provocar deshidratación, clorosis (amarillamiento) y afectar su desarrollo.

Detectarlas es sencillo, ya que son visibles a simple vista. Cuando muevas un poco la planta, saldrán volando. Además, podrás notar pequeñas picaduras blancas en las hojas. También podremos notar una especie de melaza que expulsan, que atrae a otras plagas, como las hormigas y el moho negro. 

Su aparición y propagación está relacionada a medios con altas temperaturas y alta humedad. Además cuando hay irregularidades en la fertilización las plantas se debilitan y quedan expuestas al ataque de ésta y otras plagas. 

Cochinilla Algodonosa:

Tiene forma ovalada, colores grises claros y una cubierta que parece algodón, de ahí su nombre. 

alt='' plaga cochinilla algodonosa ''

Son uno de los insectos chupadores de mayor tamaño, por lo que se pueden ver en las hojas al igual que en los tallos más tiernos succionando la planta.

Succionan la salvia a gran velocidad causando graves daños en las hojas. Pero además, producen una melaza negra pegajosa que podremos ver en tallos y hojas. Esta melaza atrae hongos y hormigas.

Se desarrolla en medios cálidos y húmedos. Su aparición se asocia a plantas débiles, enfermedades, estrés causado por podas mal realizadas, trasplantes mal efectuados o separar esquejes incorrectamente. 

Las orugas, los caracoles y babosas:

Aparecen comúnmente en cultivos de exterior, habitualmente salen a comer en la tarde-noche y se devoran las hojas de las plantas.

alt='' oruga en cultivo de cannabis ''

No son realmente plagas. Si estamos atentos revisando continuamente, podremos notar las mordeduras y eliminarlas manualmente.

Las orugas se camuflan muy fácilmente y no suelen salir de día, por lo que si ves una hoja mordida, te recomiendo revisar en la noche con una linterna. Les gusta la humedad por lo que siempre es bueno revisar después de un día de lluvia o al rato después de regar.

Prevención y control de plagas

El ideal primordial es no tener que combatir una plaga, sino tomar las medidas preventivas necesarias para evitar que éstas aparezcan en el cultivo. Los invasores tienen un impacto altamente negativo en los resultados que obtendremos.

Entre los cuidados que podemos hacer para prevenir la aparición de plagas tenemos:

  • Mantener el espacio de cultivo limpio y libre de maleza.
  • Reducir el polvo, ya que es el entorno ideal para los ácaros.
  • Usar productos preventivos y trampas para plagas.
  • Alimentar correctamente tus plantas.
  • Evita el exceso de nitrógeno y las irregularidades en la fertilización.
  • Evita la sequía y suelos encharcados.
  • Controlar las condiciones ambientales como temperatura y humedad.
  • Mantener una buena ventilación en cultivos indoor o invernaderos (dificulta el vuelo de los insectos).
  • Revisar periódicamente.
  • En espacios cerrados se utiliza el control biológico con depredadores naturales como mariquitas (chinitas).
  • Diversificar tus cultivos; sembrar plantas que ayuden a proteger y repeler plagas.

Productos preventivos orgánicos

En mi opinión personal, los productos preventivos son fundamentales. Los que mejores resultados me han dado son los ecológicos y además, no causan ningún daño a la planta. Evito a toda costa utilizar insecticidas químicos ya que mi cosecha es para uso personal, y no quiero químicos dañinos para mi salud presentes en mi hierba.

También tengo que cuidar la salud de mi perro, Vito, que generalmente suele andar por el jardín y puede llegar a comer una hoja y afectarlo negativamente.

El jabón potásico con aceite de neem y la tierra de diatomeas son básicos en mis cultivos. Suelo utilizarlos simultáneamente en una solución de riego para un mejor control.

Ahora, déjame explicarte las propiedades de cada uno de ellos.

Jabón potásico:

El jabón potásico es un insecticida muy eficaz, compuesto principalmente por agua, lípidos (Generalmente aceite) e hidróxido de potasio o potasa cáustica.

Al ser un producto ecológico no daña las plantas, medio ambiente o insectos como abejas y chinitas (mariquitas). Es biodegradable y es fácilmente absorbido por las raíces como abono.

Puedes utilizarlo de varias maneras:

  • Insecticida: Funciona con insectos de cuerpo blanco y artrópodos como el pulgón, araña roja y cochinilla, entre otros. Al entrar en contacto con las plagas, afecta su membrana exterior y hace que mueran.
  • Limpiador: Al mezclarlo con agua se puede utilizar para quita el polvo y la suciedad acumulada en las hojas, lo que a su vez evita la aparición de plagas.
  • Adhesión de tratamientos preventivos: Al utilizar jabón potásico en combinación con tierra de diatomeas y otros tratamientos preventivos, nos ayudará a mejorar la adhesión de ellos a las hojas, aumentando así su efectividad

        La manera de aplicarlo es agregando media cucharada o 10ml en un litro de agua. Para disolverlo fácilmente recomiendo diluirlo en un poco de agua caliente y luego completar con agua fría hasta llegar al litro.

        Para utilizarlo, se coloca la solución disuelta en un pulverizador o atomizador, y lo aplicas en las hojas, especialmente en el envés. Esto debe realizarse en las tardes o en el caso de los cultivos indoor, cuando este apagado de manera que sea absorbido durante la noche sin ser afectado por la luz directamente.

        Se puede utilizar durante toda la etapa vegetativa hasta las primeras semanas de floración.

        Tierra de Diatomeas:

        La tierra de diatomeas un insecticida natural que ayuda a prevenir y controlar las plagas. Las Diatomeas son algas acuáticas que básicamente al entrar en contacto con insectos, los lastima y hace que mueran por deshidratación.

        Es un producto orgánico muy útil para controlar plagas como la araña roja, pulgón, babosas, orugas, mosca blanca, mosquitos, entre otros y al mismo tiempo totalmente inocuo para seres humanos y animales, de hecho, se puede aplicar en el pelaje de las mascotas para combatir pulgas y garrapatas.

        Este producto deja unas manchas blancas en las hojas. Puede que no sea muy estético, pero sí muy efectivo. Además tiene la propiedad de ayudar a retener el agua en el sustrato, disminuyendo la necesidad de un riego tan frecuente. También aporta micronutrientes como calcio o magnesio, y otros elementos secundarios, como manganeso y hierro. 

        alt='' planta marihuana con tierra de diatomeas ''

        Para aplicarla puedes hacer una infusión como un té, luego se diluye 2 a 4 cucharadas de té en un litro de agua y se pulveriza sobre hojas, tallos y sustrato una vez por semana. Cuando se utiliza para combatir plagas, se debe doblar la cantidad de concentración por cada litro de agua.

        También se puede aplicar en seco en el sustrato directamente espolvoreando la tierra con él. Cuando se preparan sustratos artesanales se suele usar un 15% a 20% de tierra de diatomeas.

        Para mayor efectividad, te recomiendo combinar la tierra de diatomeas con jabón potásico y aceite de neem en la misma solución. 

        Se puede usar de forma foliar durante el periodo vegetativo y principios de floración, mientras que en el sustrato durante todo el ciclo. En caso de tener plagas en floración, aplicar sólo en polvo o debajo de las hojas. No se recomienda aplicar sobre las flores, ya que al ser una solución, podría generar un exceso de humedad. 

        Aceite de Neem:

        Es una esencia extraída del árbol de neem que se utiliza como repelente e insecticida natural, ayudando a prevenir plagas como la araña roja o el pulgón. También tiene efecto fungicida, por lo que previene la aparición de Botrytis cinerea (Hongo gris) y otros hongos dañinos.

        Es repelido por el agua, esta propiedad hidrófoba es la que le da la utilidad necesaria para repeler insectos en cultivos al aire libre, ya que evita que se desprenda de las hojas fácilmente, aún bajo lluvias.

        Posee derivados entre los que destacan los terpenos, los cuales son compuestos orgánicos aromáticos y volátiles. Estos afectan a los insectos, puesto que sus moléculas son semejantes a las hormonas de los insectos que controlan los procesos de metamorfosis (Ecdisona).

        Entre los componentes que posee el aceite de Neem que más  contribuye la función insecticida  encontramos:

        • Azadirona, Nimbolina y Vepinina: presentes en el aceite que se extrae de las semillas.
        • Amorastaitina y Vilasinina: presente en las hojas.
        • Geduninina: Se encuentra en el aceite de las semillas y de la corteza.
        • Nimbina y Salanina: En las hojas y las semillas.

                Estos componentes afectan el sistema de los insectos y bloquean el correcto funcionamiento de sus hormonas reales, provocando que los insectos dejen de realizar funciones básicas como comer, aparearse o poner huevos.

                Algunos insectos, incluso,  olvidan cómo volar y las larvas no se mudan de una planta a otra. El aceite de Neem va mermando la población de insectos hasta que, finalmente, desaparecen. Su efectividad varía con respecto a la especie, pues funciona distinto con cada insecto.

                 

                 

                Consejos de Noé para combatir plagas

                Particularmente, me gusta cultivar de manera orgánica, esto significa que no utilizo insecticidas químicos. Cuando mis plantas presentan plagas, no espero erradicarlas por completo, en lugar de eso, reduzco y controlo la población de ellas para que sea una situación manejable y que no afecte gravemente a mis plantas. Acá alguno de los tips que que podrías servirte:

                TIP1 - Cuando identifico plagas, remuevo las hojas más afectadas para evitar que se siga esparciendo.

                TIP2 - Al atardecer o poco antes de apagar la luz del indoor hago una mezcla de 50/50 de agua con alcohol y con un algodón limpio las hojas y remuevo un gran porcentaje de plaga manualmente.

                  Al día siguiente, en un pulverizador combino jabón potásico con aceite de neem y tierra de diatomeas, lo aplico en las hojas durante las últimas horas de luz. La diferencia es que cuando combato plagas utilizo el doble de concentración de producto.

                  TIP3 - Coloco tierra de diatomeas en el sustrato ya que hay algunas plagas que se esconden ahí y luego escalan hacia la planta. 
                    TIP4 - Cuando el cultivo es en tierra madre, es cuando más pueden verse afectadas por las orugas o caracoles. Por eso, en estos casos recomiendo poner cáscaras de naranja o papas debajo de una teja (o cualquier otro objeto similar que simule una cueva) cerca de la planta. 

                      Esto se debe a que a esta plaga en específico le encanta los lugares oscuros y húmedos. Durante la noche, se verán atraídas a la ''cueva'' y en la mañana podrás retirarlos fácilmente.

                      A los caracoles también les gusta la cerveza, así que puedes poner un vaso a nivel del suelo, se sentirán atraídos y caerán en él. Mejor no matarlos y reubicarlos :)

                      TIP5 - La mosca blanca es atraída por la planta de tabaco, por lo que una forma de evitar que ataquen nuestras plantas de cannabis, es cultivar tabaco en las cercanías para que se vayan a él. 

                        alt='' planta de tabaco con mosca blanca ''
                        TIP6 - Diversifica tus cultivos. Esto ya lo mencione antes, pero hago hincapié porque al cultivar diferentes plantas mejoraras tus habilidades como cultivador, y a la vez, puedes cultivar plantas como menta, albahaca, tabaco, romero, tomillo, lavanda, cilantro, perejil, romero y eneldo entre muchas más que pueden ayudar.

                        TIP7 - Utiliza trampas amarillas para atrapar insectos voladores. Son económicas y muy útiles para controlar la mosca de la fruta y la mosca blanca.

                        alt='' trampas amarillas cultivo cannabis ''

                        TIP8 - Es importante revisar las plantas frecuentemente para una detección temprana de plagas. Mientras combatas las plagas en tempranas etapas de desarrollo, tendrás menores probabilidades que la planta presente problemas a largo plazo. Es decir, mientras más tardemos en reaccionar, nuestras posibilidades de tener una buena cosecha irán disminuyendo.

                        Espero que este post sea de utilidad para ti, y que tus plantas estén siempre sanas y fuertes. 

                        ¡Saludos y felices cosechas! 




                        Dejar un comentario

                        Los comentarios se aprobarán antes de mostrarse.


                        Ver artículo completo

                        Bitácora de cultivo: Dark Devil Auto
                        Bitácora de cultivo: Dark Devil Auto

                        2 Comentarios

                        Cultivo de automática morada en interior. Fertilización, técnicas usadas, problemas que tuve y más.
                        alt='' cogollo de marihuana con moho ''
                        Hongo en plantas y cogollos: ¿cómo detectarlos y qué hacer?

                        1 Comentario

                        Todo lo que necesitas saber del moho en la marihuana: por qué aparece, cómo evitarlo y qué hacer si ya están contaminada.
                        alt='' cogollos autofloreciente house of weed ''
                        Todo sobre las plantas autoflorecientes

                        4 Comentarios

                        Cosecha lista en 3 meses. Te explico cómo cultivar de una planta de marihuana automática.